Posted by: on

El gobierno de Costa Rica decretó el pasado mes de julio de 2017 el reglamento para la ejecución de la estrategia nacional REDD+, dando un paso más hacia la inserción del mecanismo en la legislación del país y hacia su implementación.

Con la estrategia nacional se pretende establecer los principios y reglas de operación de la aplicación de REDD+ en el país, así como los arreglos de dirección política, coordinación entre entidades y participación de la sociedad civil.


Los objetivos son establecer las responsabilidades de cada una de las partes y favorecer la más amplia participación para mantener y mejorar las reservas de carbono existentes, abordar y reducir las causas de la deforestación y degradación de los recursos forestales, fortalecer los programas exitosos como el pago por servicios ambientales, y crear las capacidades nacionales para llevar a cabo estas acciones.


Costa Rica ha venido participando activamente tanto en las negociaciones de la Convención Marco de las Naciones Unidas sobre el Cambio Climático (CMNUCC) sobre REDD+ como en la Asociación Colaborativa para el Carbono Forestal.


Costa Rica se encuentra en la fase de preparación para REDD+. El Fondo Nacional de Financiamiento Forestal (FONAFIFO), como ente responsable del mecanismo en el país, firmó un Acuerdo de Donación con esta asociación para el desarrollo de esta fase.


El país también ha avanzado en conversaciones con el Fondo de Carbono de esta asociación para desarrollar un proyecto piloto de fortalecimiento de políticas en apoyo a REDD+. También ha presentado una Nota de Idea de Proyecto al Fondo del Carbono, que ha sido aceptada, para que dicho fondo adquiera una porción de las reducciones de emisiones que serán generadas a través de iniciativas REDD+ a ser ejecutadas antes del 2020.

 

Costa Rica agosto 2017

 


Costa Rica ratificó en octubre de 2016 el Acuerdo de París. Su Contribución Prevista y Determinada a Nivel Nacional (INDC por sus siglas en inglés) compromete al país descarbonizar la economía y llegar a una emisión neta de 9.373.000 toneladas de CO2e al 2030, lo que equivale a una reducción del 25% con respecto a las emisiones de 2012. Asimismo, se trabajan escenarios con las siguientes trayectorias: 1,73 toneladas per cápita en 2030, 1,19 toneladas per cápita en 2050, y -0,27 en 2100.

El país también aspira a orientar su economía hacia la carbono neutralidad para el año 2021, como parte de sus acciones voluntarias pre 2020. Bajo esta acción temprana propone compensar sus emisiones mediante la remoción de estas por parte del sector forestal y alcanzar la neutralidad dentro de cuatro años con emisiones neta comparables al total de las de 2005.


El decreto publicado en julio incluye diferentes artículos, entre ellos, los referidos a las fases de la estrategia, su financiamiento, competencias y partes involucradas; colaboraciones con diferentes entidades; negociación de las reducciones de emisiones y transacción de los créditos de carbono dentro del mecanismo REDD+; y administración de los recursos procedentes de la negociación.


Otros artículos hablan del registro de reducción de emisiones o títulos por acciones de mitigación, del sistema de distribución de beneficios, los precios de venta de las reducciones de emisiones y acciones de mitigación, y del comité de seguimiento para el cumplimiento de la estrategia.


Para la fase de preparación de REDD+, Costa Rica ha recibido el apoyo de ONU-REDD, específicamente en el desarrollo e implementación de un sistema de información de salvaguardas, la integración de los principios y criterios sociales y ambientales en la estrategia REDD+, la participación del sector privado, la búsqueda de fuentes alternativas de financiamiento, los arreglos institucionales para la estrategia y sistematización de las consultas indígenas y campesinas, y el sistema nacional de monitoreo de bosques.


Acceda al decreto aquí (página 10).

Tags:
Last modified by: on